Inesem. La reforma fiscal en la nómina de enero

La reforma fiscal en la nómina de enero

26/09/2014
Número de visualizaciones

La reforma fiscal y su entrada a vigor sigue siendo uno de los temas de actualidad entre la población española. Sin embargo, los máximos responsables de su aplicación directa son las empresas. Así, las compañías son los entes encargados de aplicar en las nóminas de sus empleados la rebaja fiscal del IRPF, así como los diversos cambios incluidos en la reforma que actualmente se está tramitando en el Congreso.

El Secretario de Estado de Hacienda, Miguel Ferre, comunica que el objetivo del Gobierno es que los efectos positivos para los contribuyentes de la reforma fiscal, se puedan aplicar en las nóminas de enero, teniendo preparado para ello el reglamento y el programa de retenciones que sirvan de guía para los responsables de las empresas, ya que como se ha señalado, son las empresas las encargadas de llevar a cabo las aplicaciones de los nuevos límites del IRPF.

Inesem. La reforma fiscal en la nómina de enero

Esta cuestión es la base de la problemática que existe entre las empresas y el Gobierno, y es que las empresas reclaman y requieren un margen de tiempo suficiente para adaptar sus sistemas informáticos a la nueva normativa. Lo que el Gobierno pretende es que desde el mismo mes de enero, se apliquen las nuevas escalas de retenciones y las modificaciones introducidas, como por ejemplo, la reducción por rendimientos del trabajo. Las empresas disponen, hoy día, de unos sistemas informáticos ajustados a los niveles de IRPF que hasta ahora han ido funcionando, y es por ello, que requieren de tiempo para ajustar todos sus equipos a los nuevos límites establecidos por el Gobierno.

Así, Hacienda pretende que, desde ya, las compañías reflejen en las nóminas de sus trabajadores la rebaja fiscal que quieren implantar, para que así se produzca un incremento del sueldo neto mensual desde el mes de enero. Lo que se pretende es que el trámite parlamentario no se demore para así no perjudicar al contribuyente durante más tiempo.

Una cuestión favorable en todo este asunto es que, aunque las comunidades tienen competencia para modificar los tipos, el cálculo de las retenciones se realizará obviando las legislaciones autonómicas. Con ello se pretende facilitar y mejorar la gestión de la administración y de las propias empresas, especialmente de aquellas que tienen sedes en distintas comunidades autónomas.

La reforma fiscal hará pagar más, y por tanto, no le afectara la rebaja, a las rentas más altas, mientras que el 72% de los contribuyentes se beneficiará de la reforma y pagará un 23,5% menos de media.

0
Categorizado en: Fiscalidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto