Técnicas de relajación en el trabajo

Las nueve mejores técnicas de relajación en el trabajo

Número de visualizaciones
12/06/2019

Es muy importante la relajación para nuestro cuerpo, sobre todo en nuestro lugar de trabajo. Estamos sometidos durante el día a día a mucho estrés, por esto, aunque sean cinco minutos, debemos desconectar. Existen algunas técnicas de relajación en el trabajo que pueden ser muy útiles y además lograran que seas más productivo.

Cada vez son más las empresas que apuestan por mejorar la calidad de vida de sus empleados. Algunas empresas facilitan a sus empleados sesiones de mindfulness o muebles más cómodos en la oficina. En algunos casos los niveles de estrés son muy elevados y tenemos que aprender algunas técnicas para relajarnos en el trabajo por nuestra cuenta.

A todo el mundo le viene bien desconectar de vez en cuando, es bueno para tu mente e incluso para tu cuerpo. Si quieres conocer algunas técnicas de relajación en el trabajo continua leyendo este artículo.

Técnicas de relajación en el trabajo

La carga de trabaja en diferentes épocas, informes, reuniones, o la atención al cliente son factores que causan mucho estrés y nos generan nerviosismo. Es algo natural, que en algún momento no sepamos gestionar nuestras emociones de la mejor forma. Pero no te preocupes existen numerosas técnicas de relajación en el trabajo.

¡No te pierdas ninguna!

1. Respirar profundo

Comenzamos con uno de los métodos más eficaces que existen. Además podemos llevarlo a la práctica en cualquier momento, situación y lugar.

Solamente tienes que cerrar los ojos y respirar profundamente para que tus pulmones se llenen de aire. A continuación mantén unos segundo y exhala muy despacio por tu nariz, por último apoya bien tu espalda en el asiento y olvídate de todo a tu alrededor.

2. Adoptar posturas correctas

Para poder sentirnos cómodos y relajados en nuestro puesto de trabajo, es fundamental tener un mobiliario acorde. Pero si ya lo tenemos es muy importante saber usarlo. Si pasas mucho tiempo sentado en la silla, aprovecha el respaldo para poder poner recta tu espalda y apoyar las cervicales.

Este pequeño gesto evitara dolores de cabeza, mareos, contracturas, dolor de cuello, etc,. Así podremos relajarnos entre tanto trabajo y establecer una postura cómoda.

3. Estirar los brazos

Cuando estas usando el ordenador durante toda la jornada laborar, los brazos suelen pasar muchas horas retraídos. Por esta razón son tan frecuentes los dolores de muñecas y de hombros.

Para evitar estas molestias puedes estirar de vez en cuando durante el día. Es muy cómodo ya que no es necesario ponerte en pie.

Lleva los brazos hacia adelante (paralelos al suelo) con las palmas de las manos hacia afuera, que los dedos apunten primero al techo y después a la mesa. Después puedes hacer rotaciones con las muñecas para relajar aún más la zona.

levantar las manos

4. Girar la cabeza

Una forma de relajarnos y sentirnos mucho mejor en la oficina es mover la cabeza en todas direcciones. Puedes realizar giros de 180°, de arriba a abajo y de derecha a izquierda.

Con cuidado colocamos la palma de nuestra mano derecha sobre la oreja izquierda y ejercemos un poco de presión hacia el hombro derecho. Esto hará que puedas calmar los dolores de la nuca. Repite este proceso hacia el otro lado.

5. Visualizar

En ocasiones pasamos muchas horas delante de una pantalla. La mente necesita despejarse, ya que si no es así podemos tener problemas para concentrarnos y lograr terminar nuestras tareas.

Una buena técnica para estos casos es la visualización. Imagínate el mejor lugar donde puedes disfrutar de una sensación plena de relajación. Guárdala y utiliza esta imagen siempre que la necesites para desconectar, te será muy útil en muchos momentos.

6. Mirar por la ventana

Esta técnica es muy parecida a la anterior, solo tienes que mirar fijamente por la venta. Una vez realices esta acción deja tu mente en blanco te será de gran utilidad.

Observa un punto perdido en el paisaje, mucho mejor si hay un parque o algo similar cerca, podrás despejar y relajar tu mente. Esto hará que tengas mejores ideas y encaminaras el resto de la jornada con una nueva energía.

7. Caminar

Con este método no nos referimos a ir de aquí para allá en el puesto de trabajo. La idea es que puedas levantarte y mover las piernas un poco. Pasamos muchas horas sentados, tu cuerpo te lo agradecerá.

8. Meditar

Es extraño sentarte en tu puesto de trabajo en posición de loto o escuchar música relajante en la oficina. Pero para meditar no tienes que cumplir con estos requisitos, solo tienes que bajar algunas revoluciones durante la jornada laboral. Puedes por ejemplo girar el asiento para no mirar la pantalla durante 5 minutos, o poner algo de música bajita para relajar tu mente.

respirar para meditar

9. Tomar descansos

En algunas ocasiones tomarse 5 minutos para no pensar en nada es suficiente para poder despejarte en el trabajo.

Los descansos no son sinónimos de falta de productividad ni de interés por las tareas. Estos descansos nos ayudaran a darle al cuerpo y a la mente el reposo necesario para poder ser más productivos.

¿Nos ponemos en marcha?

Todas estas técnicas de relajación en el trabajo te serán muy útiles para despejarte. Pero además de todas ellas, necesitamos realizar una serie de pequeñas acciones cotidianas que harán que nuestro día a día sea más saludable.

Es necesario un cambio en tu estilo de vida, esto implicara que nos olvidemos de los malos hábitos que tenemos. Ejemplos de estos hábitos son: fumar, beber alcohol, no dormir 7 u 8 horas diarias,  debemos realizar actividad física, pasar tiempo con la familia y amigos, comer de manera saludable. Además debemos de gestionar nuestras emociones como ser positivo, aprender a decir que no de forma asertiva, saber motivarnos, etc.

Como dijo Wayne Dyer en su libro Tus zonas erróneas: “lo desconocido es el lugar donde se produce el crecimiento”

¡Atrévete a crecer!

1+
Categorizado en: Empleabilidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto