consejos para prepararse para oposiciones

Cómo preparar oposiciones con éxito

17/12/2018
Número de visualizaciones

Prepararse para oposiciones no es una tarea exclusiva de estudiar. Una vez que escogemos el tipo de oposición al que queremos optar hay que empezar con la aventura. Tenemos que dar pasos seguros antes de comenzar con el estudio. Estos pasos definirán el éxito o fracaso en nuestro propio propósito. ¿Pero cuál es nuestro propósito?

Este no consiste en aprobar, sino en conseguir UNA PLAZA.

¡Qué maravilloso suena! ¿Verdad? ¡Pues vamos a ponernos en marcha para conseguirlo!

Desde siempre, y ahora más que nunca, una plaza de oposición se considera una buena opción para conseguir el trabajo que quieres por esfuerzo personal. Además, en numerosos casos este te asegura a lo largo del tiempo una plaza de trabajo, dando estabilidad y asociándolo a buenas condiciones laborales.

Aquí te damos las claves para preparar oposiciones y conseguir la plaza que necesitas.

1, 2, 3… ¡Comenzamos!

Prepararse para oposiciones…¿pero para cuál?

En primer lugar hay que elegir la oposición a la que desea optar. Ten en cuenta que debe gustarte, ya que dedicarás mucho tiempo a esa labor, tanto estudiando, como después trabajando. Para ello es necesario estar informado sobre las convocatorias, periodo de inscripción y número de las plazas.

Aquí puedes empezar a realizar tu búsqueda:

En segundo lugar tenemos que buscar un preparador, academia, incluso el temario, y todas las cosas imprescindibles para comenzar el estudio.

¡La vuelta al cole!

Una vez tenemos toda la información necesaria, queda lo más difícil… comenzar con el estudio. Para este comienzo tenemos que acondicionar nuestro lugar de estudio. Esa zona se convertirá en tu hogar durante mucho tiempo. Así que tenemos que prepararla y acomodarla siendo conscientes que es importante sentirnos cómodos en ella. ¡Pasaremos muchas horas allí! Puedes dedicar una mañana a “tu vuelta al cole” particular. Comprando el material necesario, bolígrafos, libretas, folios, subrayadores, etc. Todos y cada uno de los materiales que consideramos importantes para nuestra tarea. Y por supuesto, lo que yo considero imprescindible un tablón de corcho

¿Un tablón de corcho? Sí, efectivamente. El tablón es la clave para la planificación y la organización de tu estudio. El éxito en unas oposiciones es el conjunto de constancia, planificación y dosificación. Al igual que la motivación que es fundamental para aguantar todo el sacrificio que esto supone.

El tablón va a ser nuestra guía para tener todo organizado. Nos servirá de feedback tanto para reflejar nuestros éxitos como nuestros fracasos. ¿Cómo organizar nuestro tablón?

Nuestro tablón, la herramienta más preciada

Comenzaremos haciendo dos listas. En la primera apuntaremos cada uno de nuestros puntos débiles para a continuación poner el castigo correspondiente. Este castigo tendrá que ser proporcional a la infracción. Por ejemplo, una hora más de estudio, acabar el tema, o incluso estudiar durante tu etapa de descanso un tiempo determinado. En nuestra segunda lista se incluirán los premios que utilizaremos para reforzar las buenas conductas. ¡Date algún capricho de vez en cuando para motivarte!

En el tablón, también incluiremos una planificación con fechas importantes, simulacros de exámenes, fechas de repaso, superación de temas, etc.

¿Cuánto tiempo es necesario para preparase para oposiciones?

Una vez tenemos todo organizado, llega la toma de consciencia. Es muy importante que nos tomemos las oposiciones como un empleo. Pero ten en cuenta también que más horas de estudio no son equivalentes a mayor rendimiento.

Comenzaremos a proceder a esta preparación con unas cuatro horas que son aguantables para todo el mundo, con algún descanso entre medio. Hay que ir acostumbrándose al ritmo poco a poco. Comenzar con demasiadas horas los primeros días puede hacer que nos cansemos y esto pueda retrasar nuestro principal objetivo.

Pasados unos tres meses, podemos aumentar en cinco las horas, y al cuarto mes en seis horas. Hasta llegar a las ocho horas ¡Ya estas totalmente adaptado!

Podemos así distribuir nuestro tiempo hasta los exámenes, para establecer todo el temario, marcando claramente todas y cada una de las horas de estudio de los temas.

No te olvides de poner a prueba tu método de estudio

¡Importante! A medida que vayas avanzando planéate simulacros de examen mensuales. Tienes que evaluarte para saber si la metodología que estas utilizando te es útil. Depende de las pruebas que tengas que desarrollar tendrás que establecer test, exámenes o exámenes orales. Para esto te recomendamos que utilices bolitas, tantas como temas tengas en la prueba y dejes las decisión al azar.

Para esta organización se realista y también flexible. Debes de encontrar el equilibrio, ya que los excesos suelen jugar malas pasas.

No se nos puede olvidar, que para un opositor una parte fundamental son LOS REPASOS. Si no quieres olvidarte de todo lo que has ido estudiando, debes marcarte un repaso equilibrado con tu estudio e ir aumentando la temporalidad.

Todo esto está genial, pero ¿cómo estudiamos?

Ya tenemos toda nuestra planificación colgada en nuestro corcho y llena de colores para que quede muy visual. Empieza lo realmente duro: estudiar.

Daremos unas pautas básicas para que este proceso sea más sencillo.

  • La lectura: Cuando por fin disponemos de todo el temario, en primer lugar que no cunda el pánico y léelo tranquilamente. Aprovecha que en esta primera fase estas lleno de ilusión y positividad. Estas serán las expresiones que más utilizaras: ¡Que interesante! ¡Este tema parece muy fácil de aprender!
  • El subrayado: Este es un paso sencillo además de ser muy entretenido y visual ya que puedes establecer un criterio de subrayado. La motivación seguirá estando presente y acompañándonos en nuestro estudio.
  • El resumen: En esta fase comenzamos a flaquear. Esta supone el primer esfuerzo real y puede que la motivación no esté muy presente. Pero no tienes que darte por vencido sí hay muchos temas, recuerda poco a poco y constancia.
  • El esquema: Hacer esquemas refuerza y ayuda a recordar las palabras e ideas que son clave para nuestro estudio. Esta fase te sera muy útil para retener los conceptos clave.
  • La memorización: Llegamos a la parte más conflictiva de todas. Pero, no tienes que desanimarte. Aunque parece que no avanzas y te empiezas a desesperar. ¡Qué no vuelva a cundir el pánico! Solo es cuestión de tiempo. Piensa que muchas personas han pasado por este proceso y lo han conseguido, ¿Por qué tú ibas a ser menos?
    Este es el periodo más duro de una oposición, pero no olvides, la constancia es la clave de tu éxito.

¡Ya no queda nada!

Existen muchos materiales diferentes sobre técnicas mnemotécnicas que te pueden ser muy útiles. Elige la que sea más eficaz para ti, ya que cada persona es diferente y le funcionan cosas distintas. Puedes acudir a todas las técnicas que necesites hasta encontrar la que te sea útil. No desesperes, finalmente merecerá la pena.

No podemos olvidarnos del repaso. Ya hemos hablado antes de la importancia de este. Ten en cuenta que cada tema repasado es un pasito más hacia tu objetivo principal (conseguir una plaza). Es importante fortalecer tu autoestima. Recuerda, es tan importante el trabajar como el descansar. Marca también tu tiempo de ocio, practica algún deporte, mantén una buena alimentación, etc.

Para todo opositor es duro el repaso final. Son demasiadas las horas invertidas en este largo proceso. Los exámenes están muy cerca y empezamos a agobiarnos y estresarnos.

Durante este proceso es importante tener apoyo del exterior. Apóyate en la gente que te conoce, desahógate y cárgate de energía. Todo chute de energía te será necesario para poder seguir avanzando.

Y no olvides… Preparar oposiciones es una larga carrera de resistencia, en esta no vale la velocidad. Sólo se constante, organízate.

¡Respira profundamente, mucha suerte y a por todas!

1+
Categorizado en: Convocatorias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto