windows

Cómo mejorar la velocidad de Windows

Número de visualizaciones
26/05/2015

Los que llevamos muchos años trabajado con Windows sabemos que, conforme pasa el tiempo, desde la instalación inicial o último formateo, el sistema se va deteriorando y poco a poco se hace más inestable y más lento. Cómo mejorar la velocidad de Windows

dibujo de un ordenador windows

Normalmente las culpas van dirigidas a Windows, pero cierto es que en muchos casos,  el culpable suele ser nuestra dejadez o desconocimiento sobre ciertas tareas de mantenimiento que debemos seguir como usuarios.

Normalmente esto se debe a varias razones, casi siempre relacionadas con el deterioro del sistema de archivos del disco duro, del registro de Windows, de aplicaciones que no desinstalamos correctamente, del software malintencionado no controlado y en pocos casos, a problemas de hardware.

Veamos algunas tareas básicas en el mantenimiento de nuestro sistema que nos permitirán que funcione más eficientemente:

  • Borrar archivos temporales, cookies y cachés de los navegadores. Con esta operación buscamos que nuestra navegación por la web sea más eficiente. Esta operación la realizamos sobre un navegador concreto. Hay aplicaciones como CCleaner (gratuita), que permite realizar esa limpieza.
  • Borrar las aplicaciones no necesarias, de inicio. Con esto buscamos que nuestro sistema arranque más rápidamente y, por otro lado, que no se queden aplicaciones innecesarias funcionando. Para eso, si usamos Windows 7 desde INICIO -> EJECUTAR el comando MSCONFIG y la pestaña INICIO DE WINDOWS, podemos eliminar aquellas aplicaciones que no  deseamos que se carguen al inicio. En Windows 8 es más sencillo y a través del ADMINISTRADOR DE TAREAS desde la pestaña de INICIO podemos deshabilitar las aplicaciones que no son necesarias.
  • Desfragmentar el disco duro y el registro. Por el funcionamiento del sistema de archivos de Windows (antes de Windows 8), el disco duro se va fragmentando de modo que, cada vez se hace más lento el acceso a cualquier fichero. Periódicamente es bueno realizar esa desfragmentación, que lo que hace es volver a ordenar y juntar todos los archivos y sus contenidos. Como ya he comentado a partir de Windows 8, el sistema operativo se encarga de realizar estas operaciones por sí solo.
  • Renovar el hardware. Puede ser una causa de lentitud de Windows, sobre todo si vamos renovando el software incorporando siempre las últimas versiones ya que normalmente los nuevos desarrollos se realizan pensando en el hardware actual y eso puede hacer que no funcionen correctamente en el nuestro. Es importante por tanto, ver los requerimientos hardware de las aplicaciones que vamos a usar, no sea que no dispongamos del hardware óptimo.
  • Proteger adecuadamente nuestro sistema. Para ello es conveniente que tengamos actualizado correctamente nuestro antivirus y que dispongamos de herramientas antimalware. Aún así, a veces las infecciones nos pueden obligar a formatear el ordenador o, en algunos casos, podemos resolverlas restableciendo Windows a estados anteriores a que surgiera el problema.

Con estos consejos seguro podemos hacer que nuestro sistema funcione más eficientemente y sin errores.

0
Categorizado en: Redes, Sistemas y Seguridad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto