Medidas para reactivar el turismo

El resurgir del turismo español: medidas de apoyo para el sector turístico

20/05/2021
Número de visualizaciones

El impacto que el COVID-19 ha producido en el sector turístico ha sido de tales consecuencias que no se plantea la recuperación del sector en su totalidad hasta mediados de 2022 o incluso en 2023. A continuación, hablamos de las medidas de apoyo para el sector turístico más relevantes.

Tal es el caso que, según la Organización Mundial del Turismo (OMT), el sector ha marcado su peor cifra de la historia en 2020 y hasta que no se active de nuevo la movilidad mundial, será imposible empezar a recuperarlo.

Líneas de actuación del sector turístico ante la nueva temporada de verano y la incertidumbre provocada por el COVID-19

En España el turismo supone uno de los principales motores de la economía nacional. En nuestro país, descenso de turistas fue un 77% menos al año 2019 suponiendo esto unas pérdidas de 72.000 millones de euros según el Instituto Nacional de Estadística.

Esto se ve reflejado también en el PIB nacional, aportando este sector en el año 2019 el 12.4% y pasando en el 2020 a ser el 4.3% según Exceltur.

Las perspectivas de crecimiento pasan por el ritmo de vacunación que se pueda llegar a obtener en los próximos meses, siendo esencial tener un buen rango de vacunación antes de la llegada de la temporada alta.

De todas formas, había más esperanzas puestas en esta vacunación siendo las cifras más bajas que las planteadas en un principio, a día de hoy se estima que a finales de agosto estaría el 70% de la población española vacunada, esto supone que conseguiríamos la inmunidad de rebaño a finales de la temporada alta con las pérdidas que esto supondría.

Aun así, los expertos afirman que llegando a la inmunidad de rebaño será muy difícil llegar a corto plazo a la situación pre COVID-19 que teníamos en el sector turístico español.

Por la importancia del sector en la economía y la gran crisis que ha ocasionado la pandemia, se han llevado a cabo una serie de medidas en apoyo al sector para tratar de aliviar en cierto modo el desastre que el COVID-19 está ocasionando, hay tener en cuenta que estas medidas no llegan a ser suficientes ni totalmente efectivas por lo que muchos negocios están teniendo que cerrar sus puertas definitivamente ante la imposibilidad de afrontar los pagos sin llegar a obtener ningún ingreso.

Se tomarán tres tipos de medidas de apoyo para el sector turístico

Debido a que estas medidas no son suficientemente fuertes como para evitar el desplome del sector en esta temporada, las hoteleras se las han tenido que ingeniar para poder atraer al máximo número de turistas y así no dar por perdida una temporada más, lo cual llegaría a ser desastroso en el sector provocando el cierre de numerosos negocios. Esto repercutiría también tanto en empresas hoteleras, agencias de viajes, empresas de restauración, etc. como empresas que viven de los turistas y del sector de forma indirecta.

Medidas financieras,  fiscales, laborales y sobre todo, mucha inventiva

Algunas de las claves que han seguido las empresas hoteleras para poder paliar esta crisis y ofrecer un servicio con el cual el cliente pueda llegarse a sentir a salvo, llamar la atención y atraer al turista se basan en una reinvención de los servicios, una mayor seguridad e higiene, la tecnología, la flexibilidad y la innovación. En las siguientes líneas se explicarán cada una de ellas y qué acciones se han realizado:

Reinventarse. Las empresas hoteleras se han tenido que reinventar para poder sobrevivir a esta crisis, un ejemplo de ello es la aparición del concepto work, es decir, hoteles que han alquilado sus instalaciones para poder trabajar en ellos ofreciendo lugares de trabajo.

Como esta medida, se han implementado también otras muchas tanto para el corto como para el largo plazo.

Una de las medidas estrellas y que es un deber en todos los establecimientos es la seguridad y limpieza, el sentimiento de seguridad que desprenda el alojamiento acarreará una mayor o menor cantidad de turistas, entre estas medidas podemos citar las siguientes:

Formación del equipo de trabajo para que sepan actuar en una situación de posible COVID-19 y sepan identificar los síntomas.

Los sistemas de ventilación también son unas medidas esenciales para fomentar la confianza en la hostelería. Por ejemplo, es esencial que las instalaciones estén bien ventiladas o que se desinfecten las zonas comunes continuamente.

La limpieza debe ser exhaustiva, deben utilizarse productos de higiene como geles y tener controlado todas las áreas para ofrecer la mayor limpieza posible. Los objetos de las habitaciones se envasan al vacío

Realizar un protocolo Covid19 tanto para el equipo de trabajo como para los clientes que nos visiten.

También podemos tener en cuenta la certificación COVID-FREE, para ello se está trabajando desde la Asociación Empresarial Hotelera de Madrid, como forma de garantizar la seguridad de los clientes y trabajadores.

La tecnología es protagonista en las medidas de apoyo al sector turístico, aporta beneficios en esta lucha mantenida entre el sector turístico y el COVID-19.

Muchas hoteleras han potenciado el servicio de robot de cara al público como medio de reducir el contacto con los clientes, aunque la tecnología puede darnos soluciones más allá del uso de robots.

Algunas hoteleras han introducido robots para la recogida de ropa de lavandería o también para la desinfección de zonas de los establecimientos, otro ejemplo es la selección y disposición en la compra de productos a través de ordenadores donde se selecciona el producto que se desea obtener y directamente es recibido a través de un sistema robotizado.

La flexibilidad también es un factor que tienen en cuenta las empresas hoteleras para poder hacer frente al COVID-19. No hay más remedio que flexibilizar el servicio actualizando las políticas de cancelación y disponiendo de medidas ante este tipo de infortunios como es el virus u otros desastres naturales o pandémicos. Para ello y por la imprevisibilidad de los acontecimientos, las hoteleras están ofreciendo cancelaciones gratuitas a los clientes por diversas razones debidas a COVID-19, ya sea un nuevo confinamiento, restricciones locales o cancelaciones de grandes eventos.

Permitir modificaciones de la reserva hasta 24 horas antes del check in o el upgrade de la reserva para poder obtener una reserva superior de forma más flexible e incluso mantener esta mayor flexibilidad en el check in y check out, son cambios que necesita el sector para poder adaptarse a la nueva situación.

La innovación también es otro factor a tener muy presente en el sector

siendo necesaria para todo lo referente con mantener nuestros servicios y diversificarlos como forma de obtener ingresos.

Cambio en la forma de realizar los servicios tradicionales en los hoteles. Para los servicios de restaurante y lavandería, han sido muchas compañías las que han potenciado el delivery, ofreciendo un servicio a sus clientes rápido y cómodo además de COVID free y como la manera de afrontar algunas pérdidas respecto a tener estos servicios cerrados de cara al público.

Uso de medios de pagos como Contactless para evitar el pago con metálico, check in online automático a través de la lectura de cualquier documento de identidad o documento de pasaporte, softwares de upselling o de venta cruzada donde se reduce el contacto con los huéspedes permitiendo también a los mismos poder realizar compras y añadir servicios a su estancia de forma directa y previa a la llegada, evitando la necesidad de acceder a la estancia.

Es un camino largo de cambio el que queda todavía por recorrer y mucha incertidumbre de cómo va a ser el mundo a partir de ahora, pero las grandes crisis siempre se han solucionado con grandes ideas y el sector turístico tendrá que poner el resto para poder potenciar su capacidad de recuperación y adaptación al nuevo contexto mundial en el que estamos viviendo.

0
Categorizado en: Turismo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto