Educación bilingüe en los institutos

La educación secundaria bilingüe: una llave para el futuro

Número de visualizaciones
07/10/2020

Movilizarnos para adaptarnos a los continuos cambios que se producen en la sociedad o permanecer expectantes ante los mismos, esperando un golpe de suerte. Estas dos son las opciones ante una sociedad que evoluciona constantemente. Las exigencias de la misma nos mueven por caminos complejos pero a la vez fundamentales para avanzar.

La globalización y la transformación que las empresas han experimentado como consecuencia de esta, han provocado un cambio en los requisitos para el acceso al mundo laboral. Es aquí donde el conocimiento de un segundo idioma se torna fundamental para poder entrar a formar parte del equipo profesional de muchas de las empresas.

A lo largo de nuestra vida, estamos sometidos a un proceso educativo que nos lleva a adquirir las competencias necesarias para poder desenvolvernos de forma adecuada y para lograr desarrollarnos profesionalmente en un futuro.

¿Puede contribuir la Educación Secundaria Bilingüe a facilitar el acceso de los jóvenes al mercado laboral? Para responder a esta cuestión es necesario que se tengan claros algunos aspectos.

¿Cuándo decimos que una personas es bilingüe?

Según la Real Academia Española, podemos definir el bilingüismo como: “el uso habitual de dos lenguas en una misma región o por una misma persona”.

Para lograr este uso habitual es necesario adquirir una serie de competencias que ayuden a la persona a cambiar el registro lingüístico, según el contexto en el que se encuentre, de una forma natural. Este hecho nos obliga a tener una gran fluidez en cada uno de los idiomas que dominamos.

Cuando hablamos de bilingüismo nos referimos, por lo tanto, a un proceso dinámico del uso de la lengua. Sin embargo, solemos confundirlo con un dominio estático de una segunda lengua diferente a la materna.

Expertos lingüistas como Hagége (2005) afirman que…

Para que una persona sea bilingüe debe tener la misma capacidad comprensiva, expresiva, lectora y de escritura en dos idiomas. También debe desenvolverse con fluidez tanto en un idioma como en el otro. Aquí entran en juego los distintos elementos del lenguaje, los cuales deben estar presentes para que podamos decir que dominamos las dos lenguas.

La educación bilingüe debe perseguir el dominio de dos lenguas simultáneas, incluyendo la materna, sin perjuicio de la consideración de los principales elementos del currículo. Para ello, se considera fundamental la inclusión de una segunda lengua de forma temprana en el seno familiar o en la escuela desde los primeros años de la escolarización del niño. Esto nos lleva a plantearnos si el aprendizaje de una segunda lengua puede adquirirse a una edad más avanzada y con las exigencias curriculares de la educación secundaria y si los programas de enseñanza secundaria bilingüe que se desarrollan en los centros educativos españoles son idóneos para asegurar el adecuado desarrollo curricular del alumnado a la vez que les brindan las competencias lingüísticas necesarias para desenvolverse en un segundo idioma.

Programas de enseñanza secundaria Bilingüe

Como bien se ha hecho referencia anteriormente, las habilidades bilingües son adquiridas con mayor facilidad en edades tempranas, siempre y cuando sean llevadas a la práctica de una manera habitual. Cuando llegan a niveles educativos más elevados, como la educación secundaria, en la que las exigencias a nivel académico son mayores, el aprendizaje de una segunda lengua es un trabajo extra y puede perjudicar a la adquisición de los contenidos curriculares establecidos para esta etapa educativa.

Actualmente, en los centros educativos españoles de educación secundaria se llevan a cabo programas de enseñanza bilingüe. En éstos se intenta incluir una segunda lengua diferente a la materna, generalmente el inglés, para impartir las distintas materias escolares. Así, el contenido es abordado en ambos idiomas. Lamentablemente, esto no se consigue en todos los centros en los que se han implantado estos programas y esto se debe a distintos factores.

Factores que determinan la calidad de los programas educativos bilingües

El profesorado: Los programas de enseñanza bilingüe en la Educación secundaria, a los cuales hemos hecho referencia con anterioridad, requieren que el profesorado que los ponga en marcha dispongan de una formación pedagógica y lingüística adecuada. No solo deben poseer competencias lingüísticas en una segunda lengua sino que, pedagógicamente hablando, deben ser capaces de transmitir conocimientos. Por lo tanto, tener una acreditación de nivel en una segunda lengua diferente a la materna se muestra insuficiente para lograr el objetivo de la enseñanza bilingüe. Es importante contar con una titulación especializada en docencia de idiomas.

Metodología: Cuando hacemos referencia a la enseñanza bilingüe no podemos caer en el error de considerarla como un mero aprendizaje de vocabulario de una materia en dos idiomas o una traducción de un conjunto de contenidos. Por lo tanto, como docentes no podemos limitarnos a esto. Nuestra metodología debe estar enfocada en ofrecer al alumnado las herramientas necesarias para poder desenvolverse de manera eficaz en distintos contextos en los que se requiera el dominio de una segunda lengua.  En este sentido, la metodología que se utiliza en estos programas bilingües determina la calidad de los mismos.

El alumnado: La disposición del alumnado para aprender, la capacidad para el aprendizaje de un segundo idioma y la oportunidad que han tenido a lo largo de su vida de estar inmersos en un escenario, donde se ha impulsado el uso de una segunda lengua serán factores fundamentales que van a facilitar o dificultar el proceso de enseñanza bilingüe.

La educación bilingüe de calidad aporta múltiples beneficios al alumnado

La adquisición de competencias lingüísticas no solo en una segunda lengua sino también en su lengua materna, obliga al cerebro a esforzarse por trabajar el contenido de una manera más exhaustiva. Esto ayuda a integrar el segundo idioma en un contexto habitual y normalizado. Independientemente de estos beneficios en su desarrollo, ¿los alumnos que eligen la educación secundaria bilingüe acceden al mercado laboral con mayor facilidad?

La fluidez en los idiomas, acceso seguro al mercado laboral

La educación secundaria bilingüe trata de ofrecer al alumnado los recursos necesarios para poder desenvolverse en situaciones en las que se tenga que utilizar una lengua distinta a la materna. Cada vez en más empresas se solicitan perfiles de profesionales que dominen una segunda lengua, siendo el inglés el idioma más demandado. Los aprendizajes adquiridos en la secundaria en relación a una segunda lengua, formarán la base para aprendizajes posteriores. Aquellos jóvenes que han optado y se han enriquecido de este modelo de enseñanza bilingüe, tendrán más facilidad no solo para obtener una acreditación de idiomas sino también para demostrar un manejo real de una segunda lengua diferente a la materna. De esta manera, con un currículum acorde con las exigencias actuales del mercado laboral, tendrán más oportunidades laborales tanto dentro como fuera del territorio nacional.

Como es lógico, no van a salir de la escuela siendo bilingües, pero, lo que sí es probable es que adquieran la base para el manejo de un segundo idioma, lo cual puede convertirse en una llave para el acceso de una forma más rápida al mundo laboral.

1+
Categorizado en: Ciencias de la educación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto