innovación: educación disruptiva

Educación disruptiva: nuevas formas de transformar la educación

Número de visualizaciones
13/06/2017

Según la R.A.E. cuando mencionamos la palabra disrupción, hacemos referencia a una “rotura o interrupción brusca”, podemos decir entonces, que al hablar de educación disruptiva, hacemos referencia a una forma de educación que rompe con lo establecido, interrumpiendo el tradicional modelo de transmisión de conocimientos.

La educación disruptiva está directamente relacionada con los trabajos desarrollados por Bower y Christensen (1995) y posteriormente ampliado por el propio Christensen (2012), en torno a las innovaciones disruptivas. Según estos investigadores, una innovación disruptiva, es aquella que origina un nuevo mercado de valor, rompiendo, sustituyendo o desplazando el que ha existido anteriormente. Así, las innovaciones disruptivas, primero mejoran el producto anterior, interrumpiendo el desarrollo establecido de forma inesperada; posteriormente, esta misma innovación sustituye a lo anterior, estableciendo nuevas formas de comprender un mismo producto.

¿Qué es la educación disruptiva en el ámbito educativo?

En el ámbito educativo, una innovación disruptiva es aquella que rompe con el currículum, las metodologías y las modalidades transmisión del conocimiento, abriendo nuevas alternativas de aprendizaje.

La educación disruptiva permite la introducción de avances e innovaciones en los procesos educativos a través de las nuevas tecnologías y los nuevos usos que se abren en el ámbito comunicativo. La evolución sufrida en la denominación de estas tecnologías, para acercarlas cada vez más a las capacidades del alumnado y los docentes para reapropiarse de ellas, nos ha llevado de las TIC´s (Tecnologías de la información y la comunicación), a las TEP´s (Tecnologías para el empoderamiento y la participación), pasando por las TAC´s (Tecnologías del aprendizaje y el conocimiento).

La transformación de los tiempos, los espacios, las metodologías y las jerarquías educativas establecidas desde el propio aula; y, la constante evolución de las tecnologías comunicativas, dan lugar a una combinación  que aporta el caldo de cultivo necesario para poner en marcha innovaciones disruptivas, que propicien el desarrollo de nuevas formas de aprendizaje.

El rol del profesorado en la educación disruptiva

El profesorado actual, no puede ni debe permanecer al margen de las posibilidades que brindan las nuevas tecnologías para profundizar en transformaciones metodológicas que aunque puedan encontrar nuevas denominaciones, lo cierto es que han estado presentes en el desarrollo histórico de la pedagogía. Las propuestas de J. Dewey, Montessori, Freinet, Decroly o Freire, encuentran una nueva razón de convertirse en propuestas de aprendizajes para las futuras educadoras y educadores en las escuelas.

Las innovaciones disruptivas parten del concepto del alumnado como constructor de su propio aprendizaje. En este sentido, otorgan gran importancia al respeto de los ritmos personales de aprendizaje, proponiendo el uso de un currículo abierto que garantice el acceso de todo el alumnado a una formación completa, haciéndole crecer personal y académicamente.

Por tanto, para llevar a cabo un proceso de educación disruptiva en nuestras propias clases, nuestra labor como docentes se centra en propiciar espacios que generen nuevas experiencias en nuestro alumnado. Fijarnos en las personas con quienes trabajamos y estar abiertos constantemente a transformar los espacios, los horarios, la metodología y en definitiva, la forma en que organizamos el aprendizaje en clase, para permitir que puedan producirse transformaciones importantes y disruptivas que amplíen nuestros conocimientos, confiando que el aprendizaje, siempre se abre camino desde el interés personal.

4+
Categorizado en: Ciencias de la educación

30 Comentarios

  1. Glendys Altagracia Jiménez Muñoz dice:

    Excelente escrito David! Gracias por compartirlo.

    Estoy totalmente de acuerdo con lo que plantea respecto a esta temática que cada día toma mayor pertinencia y relevancia.

    0
  2. Juan cayoja Cortez dice:

    Felicidades, cuál será la visión de la transformación educativa superior en una realidad post Covid 19..

    0
  3. Carlos Henry Sandoval Bravo dice:

    Hola David, primero que todo gracias por generar conciencia disruptiva en nuestro quehacer pedagógico.

    Como docente e-learning de la facultad de educación, he podido constatar como nuestras estudiantes del programa de licenciatura en educación infantil, han tenido que realizar procesos disruptivos en sus escenarios de prácticas a causa de la pandemia del COVID-19, primero empezaron con el proceso de la alfabetización digital, después, el fortalecimiento de las competencias tecnológicas para poder articular las herramientas TIC en el proceso de educación en modalidad virtual. Todo esto es un claro ejemplo de cómo poder innovar el proceso metodológico y formativo en las estudiantes.

    Saludos desde Bogotá, Colombia.

    0
  4. Guillermo González Zamudio dice:

    Excelente articulo, me parece adecuado el tema en estos momentos en los cuales el docente debe innovar sus estrategias de intervención. Saludos desde Palau Coahuila México.

    0
    • David Pérez Heredia David Pérez Heredia dice:

      Gracias por tu comentario. Sin duda estar al día de los cambios necesarios en educación es el principal reto de todo docente. Un saludo.

      0
  5. Alicia dice:

    He leído atentamente el articulo, pero me cuesta ver la aplicación favorable de esta propuesta en las escuelas primarias, aunque en este tiempo nos vemos obligados a implementarlo, siento estamos totalmente desprovisto de tecnología y capacitación para llevarla a cabo: por favor si tienen alguna información sobre la aplicación de la educación disruptiva, en el primer ciclo, necesito y quiero saber mas, pero que sea fundamentado en la realidad argentina y mas en las provincias, porque siempre nos presentan materiales sobre ideales olvidando el gran deterioro social y educativo de la realidad, quiero abrirme a nuevas ideas, pero reales. Gracias

    0
    • David Pérez Heredia David Pérez Heredia dice:

      Hola ALicia. Antes que nada agradecerte el comentario. Sin duda uno de los retos que deben ponerse sobre la mesa en relación a cualquier nueva metodología es como responde a la justicia social y evitar las distintas brechas sociales, económicas y tecnológicas que tenemos presentes en nuestras sociedades. En cualquier caso, es importante recordar que cuando hablamos de pedagogía disruptiva, esta está relacionada con una ruptura del currículum establecido, ya sea a través de la introducción de nuevas metodologías o con la alteración de los tiempos, agrupamientos, estructura de materias y contenidos establecidos. Me es difícil aportarte ejemplos concretos centrados en las provincias de Argentina. Quizás de los investigadores que más han trabajado la disrupción educativa en argentina están Alejandro Pisticelli. De lo que se desarrolla por allí puedo saber lo que publican en relación a artículos de investigación o lo que traen a modo informativo (https://elpais.com/economia/2019/12/23/actualidad/1577129681_296579.html) que como sabemos no siempre muestra toda la realidad. En cualquier caso, innovar siempre es un reto que debe relacionarse con el contexto en el que se pone en marcha esa innovación. Un saludo!

      1+
Ver más comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto