Programas de diseño interoperables

Formato DXF, ¿Qué es y cuál es su utilidad?

04/05/2021
Número de visualizaciones

Si trabajas en el área del diseño y a través de la utilización de programas de diseño asistido por ordenador es muy probable que en más de una ocasión te encontrases con la extensión de formato DXF en las opciones de guardado del archivo o recibieras un archivo con dicha extensión. Si aun desconoces los aspectos más destacables de este formato, a continuación, te ofrecemos un breve resumen que te servirá de guía para comprender de manera general qué es el formato DXF, para qué sirve y cuáles son algunos de sus beneficios.

Introducción al concepto

Cuando se habla del formato DXF o Formato de intercambio de dibujos (Drawing Exchange Format) se hace referencia a un tipo de formato de archivo apto para documentos creados en programas de diseño asistido por ordenador.

El origen del formato DXF se establece en 1982 cuando Autodesk (líder en tecnología de diseño) propone dicho formato con la finalidad de promover la interoperabilidad entre AutoCAD (programa de diseño asistido por ordenador más utilizado por arquitectos y otras ramas del diseño y la ingeniería) y otros programas informáticos de diseño que eran incompatibles con el formato DWG (formato de los archivos de AutoCAD). En este sentido, un formato con extensión DXF contiene la información de un diseño DWG, con lo cual podrá ser manipulado en programas que admitan el formato DXF.

Pero ¿Qué es un formato?

Se entiende como formato de archivo a unas determinadas características que estructuran y codifican los datos contenidos en un archivo informático. De manera más sencilla, podríamos decir que el formato que se da a un archivo permitirá que esté sea abierto, editado, operado y guardado con un programa diferente al programa de origen (siempre y cuando el formato sea compatible con los programas que se desean utilizar). Esta compatibilidad permite utilizar el asistente de diseño más apropiado según las finalidades del trabajo y las habilidades del usuario en relación al manejo de programas de diseño asistido por ordenador.

¿Cuáles son las características del formato DXF?

Los archivos DXF presentan compatibilidad con muchos programas de diseño asistido por ordenador, como AutoCAD, ArchiCAD, Artlantis, DesignCAD, MicroStation, entre otros. Esta compatibilidad facilita el intercambio de archivos entre distintas personas y la manipulación de estos a través de diversos programas.

Así mismo, el tipo de datos o información que puede contener un formato de archivo DXF puede ser de origen 2D (un dibujo) o de origen 3D (un modelo).

Es necesario señalar que determinadas características empleadas en un diseño realizado a partir de AutoCAD pueden perderse cuando se exportan a otro programa que resulte incompatible.

Un archivo de formato DXF también se puede abrir utilizando Autodesk Viewer, un programa con amplia compatibilidad en archivos 2D y 3D, que admite no solo el formato DXF sino también DWG, RVT y una amplia lista.  Recomiendo visitar la página oficial de Autodesk Viewer para ampliar información. En equipos ajenos a Windows la opción de eDrawings Viewer es una alternativa para operar con archivos DXF y DWG, entre otros.

Valores más apreciables del formato DXF

Es importante destacar que el formato DXF permite a cualquier usuario con inexperiencia en el uso y manejo de Autocad u otro programa de diseño asistido abrir, operar, manejar y utilizar la información del archivo de origen. De esta manera es posible que diferentes actores involucrados en un proyecto puedan intercambiar información y trabajar de acuerdo a sus necesidades y  habilidades de programas de diseño.

Beneficios del formato DXF

Algunos de los beneficios de la extensión DXF, sumado a su interoperabilidad son:

Cuando un proyecto de diseño debe ser enviado a un cliente (que desconozca el manejo de AutoCAD y que tampoco cuente con el programa a su disposición), podríamos plantear que la alternativa más común es exportar el archivo en formato PDF o JPG, pero también sería posible enviar el archivo en formato DXF con la finalidad de que pueda ser abierto en otros programas de diseño más dinámicos, permitiendo así una visualización más completa, interactiva y detallada del proyecto.

Otro de los beneficios, es que el formato DXF presenta compatibilidad con equipos de corte laser y equipos de taller. Esto facilita el intercambio de la información relativa al diseño  requerida para su ejecución material.

En resumen, mediante la aplicación de la extensión DXF podremos intercambiar archivos que serán compatibles con distintos programas de diseño, facilitar la interacción de los diferentes actores de un proyecto. También se optimizará el tiempo y agilización en las distintas etapas del diseño y ejecución material de un modelo.

0
Categorizado en: Arquitectura y Edificación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto