spd: pregunta en tu farmacia

SPD: pídelo en tu farmacia y olvídate de tu medicación

Número de visualizaciones

POR

María Irene Pardo
Licenciada en Farmacia por la Universidad de Granada con un Master Oficial en Nutrición Humana y Master Universitario en Profesorado de Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato, Formación Profesional y Enseñanza de Idiomas. Cuenta con años de experiencia como especialista en áreas de Sanidad, Dietética y Nutrición.

“Este se lo toma por la mañana, este otro por la tarde y aquella pastilla de color azul, la parte por la mitad y se la toma antes de acostarse”. Sin duda se trata de una de las frases más escuchadas y reproducidas en los mostradores de cualquier oficina de farmacia, y es que no en vano cada vez son más los pacientes que toman simultáneamente varios medicamentos al día, siendo las personas mayores y los pacientes crónicos los que presentan con mayor frecuencia esta pauta terapéutica.

Con tal cantidad de pastillas y variedad de horarios en las tomas, no es de extrañar que en ocasiones, gran parte de estos pacientes se olviden de ellas o incluso repitan su administración incurriendo en un grave problema de Salud Pública, el incumplimiento terapéutico. El no seguir de manera adecuada el tratamiento farmacológico instaurado por el médico supone, además de no conseguirse el efecto terapéutico buscado, importantes costes económicos y en la salud de las personas, que podrían evitarse en un 85% de los casos.

Es por ello que llega a las oficinas de farmacia el SPD (Sistema Personalizado de Dosificación), una herramienta que pretende paliar en gran medida este problema  y que representa lo que habitualmente viene haciendo el farmacéutico en su praxis diaria (escribir sobre los envases de los medicamentos las diferentes tomas y posología para evitar el olvido de los pacientes) pero de una manera más sistematizada y eficaz.

¿Qué es el SPD? ¿Y cómo se usa?

Básicamente el SPD representa una versión más sofisticada y depurada del clásico pastillero de toda la vida. Se trata de un dispositivo en forma de blíster – envase de plástico transparente con una cavidad en forma de ampolla donde se aloja el producto, similar a los envases en los que vienen los comprimidos y cápsulas – con 28 celdillas dispuestas en 4 líneas horizontales (que representan cada una de las tomas) y 7 líneas verticales (que se refieren a cada uno de los días de la semana).

De esta manera, para aquellos pacientes que tienen que tomar diversas medicaciones, el farmacéutico – con unas condiciones adecuadas de calidad e higiene en la manipulación y debidamente certificado para ello – y  con periodicidad semanal, dispondrá todas y cada una de las formas farmacéuticas que tiene que tomar el paciente en la celdilla que le corresponda, de acuerdo a la toma y al día, cerrando el envase, al finalizar, herméticamente.

Así, el usuario sólo tendrá que preocuparse de sacar de la celdilla el/los medicamentos correspondientes a esa hora determinada, al igual que sacaría un comprimido de su envase. Sencillo y práctico.

¿Es válido el SPD para todos los medicamentos?

Obviamente las formas farmacéuticas tipo jarabe, inyectable, pomada, emulsiones…etc., no tienen cabida en este tipo de dispositivos, sin embargo el SPD cuenta con una etiqueta en su parte delantera en la que se especifican estos otros medicamentos, recordándole al paciente la necesidad de su administración.  Igualmente, en el reverso del SPD se identificarán en otra etiqueta el resto de formas farmacéuticas sólidas contenidas en el blíster, indicando su nombre y posología.

Indicaciones del SPD

Esta herramienta además de ser un valor añadido que refuerza de manera notable la labor del farmacéutico, supone un sinfín de beneficios para los usuarios que la emplean.

El SPD está especialmente indicado para aquellos pacientes que por sus características personales, aparecen como susceptibles al olvido de la toma de sus medicamentos (ancianos, enfermos crónicos, personas que viven solas, personas con discapacidad…etc.), permitiendo mejorar su cumplimiento terapéutico y aumentar la eficacia de los tratamientos y constituyéndose como un dispositivo muy útil en residencias geriátricas, centros de día y en la atención domiciliaria.

De manera que no esperen más e infórmense en su farmacia más cercana o en el colegio de farmacéuticos de su provincia y disfrute de las ventajas de esta herramienta de la Atención Farmacéutica.

 

0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto