infarto agudo de miocardio

Infarto Agudo de Miocardio: ¿una enfermedad predecible y curable?

06/10/2014
Número de visualizaciones

“Se desarrolla una técnica para prevenir enfermedades producidas por la arteriosclerosis”

El infarto agudo de miocardio es un cuadro clínico en el que se produce una isquemia (falta de riego arterial rica en oxigeno) en alguna zona del miocardio, lo que puede producir muerte de las esas células a las que no les llega oxigeno. Este suceso puede ser por múltiples razones. La más común es la arteriosclerosis que es una enfermedad sistémica, crónica, generalizada y progresiva que consiste en el acumulo de grasa en las paredes de las arterias (tamaño medio) lo que produce una disminución del diámetro por donde circula la sangre.

Otras causas por la que se desarrollo este cuadro es por enfermedades coronarias (en las que hay un desequilibrio entre el suministro de oxigeno y de sustratos necesarios para producir ATP, y por un acumulo de sustancias de desecho que no nos desechadas), antecedentes de angina de pecho (dolor precordial que indica precede al infarto), de un infarto anterior o de un trastorno del ritmo cardíaco o arritmias (cambio del ritmo y de la frecuencia cardíaca), sufrir HTA (hipertensión arterial), formación de coágulos, por la edad (con el tiempo el corazón comienza a deteriorarse , aumenta el grosor de las pareces cardíacas lo que dificulta su actividad, las arterias comienzan a perder elasticidad y a endurecer por lo que hay dificultad de hacer progresar la sangre), el sexo (los hombre tienen mayor riesgo que las mujeres pues ellas gracias a las hormonas las protegen hasta que llega la menopausia y el factor de riesgo se iguala), por la genética, por hábitos nocivos para la salud (tabaquismo, obesidad, alcoholismo, sedentarismo, estrés).  Todos estos hechos producen  que la sangre circule con dificultad y en ocasiones se obstruya por completo la luz del canal arteria lo que produce una isquemia (la sangre arterial rica en oxigeno no llega al órgano o tejido) en la zona que irriga y produce daños a nivel tisular. Si esta isquemia se produce en el corazón, se denomina infarto agudo de miocardio y se produce a nivel cerebral, se denomina ictus o embolia cerebral.

Debido a que en Europa se producen 2 millones de muertes al año por estas causas, los investigadores se están poniendo las pilas en este campo y están investigando sobre el desarrollo de técnicas preventivas para poder detectar la posibilidad de padecer infarto y/o enfermedades coronarias. El método que quieren desarrollar es que mediante la realización de una ecografía se podría ver a través de la imagen el estado de las arterias, el grosor de éstas y permiten el estudio de la evolución de las imágenes correspondientes al paciente a corto y largo plazo. De esta forma se podrían detectar con anterioridad los indicadores presintomáticos y poder prevenir.

“Las propias células de la sangre pueden llegar a restaurar el tejido dañado resultado de un infarto”

Este gran descubrimiento que permite que paciente que tienen tejido cardíaco dañado sufrido en un infarto pueda volver a recuperar la funcionalidad de este, es sin duda una noticia alentadora. Las conclusiones de la investigación son que las células progenitoras endoteliales cuya función es la formación de los vasos sanguíneos a través de su diferenciación en cardiomiocitos (células encargadas de la formación de músculo cardíaco) puedan producir la reconstrucción del tejido dañado del músculo cardíaco. La terapia consistiría en la aplicación localizada de estas células en la zona lesionada y al ser células propias del paciente se evita el rechazo y los efectos secundarios.

La técnica que utilizan para poder conseguir la diferenciación consiste en aislar a las células progenitoras endoteliales de todo el conjunto de las células existentes en la sangre, dejar que proliferen y añadir una sustancia llamada 5-azacitina con capacidad e inducir a estas células a convertirse en cardiomiocitos.

Sin duda el campo de la investigación está dando sus frutos y está dando la posibilidad de que muchas personas consigan prevenir la muerte y poder tener mayor calidad de vida mediante la prevención y el tratamiento del infarto.

0
Categorizado en: Salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Descubre MasterClass de INESEM. Una plataforma en la que profesionales enseñan en abierto

Profesionales enseñando en abierto