Desayuno convencional: Pro obesidad y contra salud

obesidad por el desayuno convencional

09/06/2017

EDUCACIÓN:
  • Licenciado en Comunicación Audiovisual por Universidad Complutense de Madrid.
  • Máster Técnico Multimedia Universidad Francisco de Vitoria
  • Experto en Locución y Doblaje en la Escuela Internacional de Medios Audiovisuales
  • Experto en Nutrición y Dietética Humana por INESEM
  • Curso Universitario en Coach Nutricional por INESEM
  • Profesor Base FEDA (Federación Española de Ajedrez
EXPERIENCIA:
  • Responsable de Comunicación y Marketing en diferentes organismos y empresas
  • Formador en Centros Educativos de la Comunidad de Madrid en la disciplina de Ajedrez.
  • Ponente en Centro Territorial de Innovación y Formación.
  • Coordinador Docente del programa de Altas Capacidades de la Comunidad de Madrid
  • Locutor Profesional para diversos organismos, marcas y empresas
  • Responsable de Redacción en Revistas Escolares de la Comunidad de Madrid.
ESCRIBE SOBRE: Nutrición · Dietética · Comunicación · Sociedad · Tecnología · Deporte
Licenciado en Comunicación audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid, Técnico Multimedia por la Universidad Francisco de Vitoria,  Experto en Nutrición y Dietética Humana y formación universitaria complementaria como Coach Nutricional en INESEM Business School.

4+

Ver más artículos relacionados de Dietética y Nutrición .

SUSCRÍBETE A ESTE CANAL

2 Comentarios

  1. Patricia Agme dice:

    TOTALMENTE DE ACUERDO CON CRISTINA ARRAIBI!

    0

  2. Cristina Arraibi Pereda dice:

    Según este estudio: “Progresión y detección precoz de la aterosclerosis ( PESA por sus siglas en inglés) llevado a cabo por el Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC)” NO desayunar o hacerlo insuficientemente es casi peor que hacerlo en abundancia. El problema de la obesidad infantil no está en el desayuno sino en la reducción de la actividad, en las meriendas y almuerzos que llevan al cole y en las horas que se pasan jugando a la consola. Hace 40 años se desayunaba colacao y los niños no eran obesos. por supuesto que hay que controlar lo que se comen, eso “il va de soi”. Creo que es necesario desayunar un lácteo, una fruta y cereales integrales o tostadas con aceite, queso, mermelada…las opciones son eternas, sin que dejen de ser apetitosas para niños. Y un bizcocho casero de vez en cuando también es una opción.

    1+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *